Las apuestas más increíbles de la historia

    Hoy quiero cambiar de tercio y cierro la semana con un poco de humor repasando algunas de las apuestas más increíbles que se hayan podido ver en los últimos años.

    0

    Bertrand Elky Grospellier y Eugene Katchalov, reyes de las apuestas en póker

    Hablar de apuestas no siempre debe estar ligado a cuotas y pronósticos, escribir sobre algo diferente nunca viene mal. Y de eso es de lo que trata el artículo de hoy, donde os traigo algunas de las apuestas más increíbles. Lo cierto es que no haría alguna de ellas pero nunca está de más ver las locuras de algunas personas.

    3 apuestas increíbles de los últimos tiempos

    La primera de las apuestas nos lleva al Reino Unido y es algo bastante reciente, de 2013. Peter Edwards, abuelo de Harry Wilson, apostó que su nieto jugaría algún día con la selección de Gales. Esta apuesta la hizo cuando Harry no tenía nada más que dos años y acertó de lleno.

    Cuando Harry cumplió los 16 años fue convocado para jugar con la selección galesa. ¿El resultado? Pues aquellos 60€ que apostó el abuelo se convirtieron en 150.000€.  ¡Increíble!

    Otra apuesta reciente nos lleva hasta la celebración del Mundial de Fútbol de Brasil. Es una apuesta rara, pero hubo una casa de apuestas que la aceptó. 167 personas apostaron a que Luis Suárez mordería a alguien durante el evento.

    Como ya sabemos, así lo hizo, mordió al italiano Giorgio Chiellini. Esto hizo que la casa de apuestas tuviese que pagar la apuesta a cuota de 174€ por euro apostado.

    Finalizo con una apuesta de póker realizada entre dos jugadores profesionales de póker. Bertrand “Elky” Grospellier y Eugene Katchalov hicieron una apuesta antes de participar en el conocido torneo mundial de póker online.

    Apostaron a que quien acabase con menos puntos la serie debía aprender el idioma del otro. Uno de ellos es francés y otro ucraniano, por lo que no sería nada fácil para ninguno.

    Pero la cosa no se quedó ahí. Si el perdedor no era capaz de aprender el idioma en un año, tendría que correr media maratón en otro año. Si no lo hacía debía correr una maratón completa. Finamente Elky perdió, no aprendió el idioma ni tampoco pudo hacer la media maratón. El resultado podéis imaginarlo…

    Compartir
    Carlos López
    Amante de todos los deportes, especialmente del fútbol, redactor y apostador cauto y moderado; siempre dispuesto a aprender e intentando mantenerme a la última en cuanto a noticias del sector del juego y del deporte.